Que el viento te bese en mi nombre

Publicidad

Me voy hacia la montaña
a buscar la soledad
que alumbra la oscuridad
de la ausencia que me daña
el pensar que ella me extraña
provoca que al fin se escombre
el corazón de este hombre
que se pierde en un tropel
con la esperanza de que el
viento te bese en mi nombre

Que el viento te bese en mi nombre


Enseñarme a contemplar

Publicidad

Uno aprende de repente
con una actitud sincera
que entre el viento y la bandera
lo que se mueve es tu mente
uno vuelve a la vertiente
cuando empieza a meditar
y al fin logra apaciguar
la furia de las tormentas
que quería a fin de cuentas
enseñarme a contemplar

Siempre que subo un cerro


El futuro nos observa

Publicidad

Los eventos del pasado
influencian el futuro
pero borra en un murmuro
el presente lo planeado
del plan que habían trazado
el tiempo nada conserva
pero la mente exacerba
lo que dicta la razón
creando la ilusión que
el futuro nos observa

El futuro nos observa


Ser de tu mente un pensamiento

Publicidad

Poco a poco tu mutismo
me fue carcomiendo el ansia
aumentando la distancia
convirtiéndola en abismo
todo al final dio lo mismo
pero nada lo lamento
por que hoy disfruto del viento
mirando el atardecer
sin saber si pude ser
de tu mente un pensamiento

Ser de tu mente un pensamiento